Cartas a mi madre XXXII

si fuese un árbol, mis raíces llegarían hasta tu vientre

el pálpito, la sangre que fluye, mis arterias cortadas

eso que dicen que soy llega hasta tu vientre

comienzo a resistir, me ahogo,
comienzo a nacer, me expulsas porque el hogar me ahorca

crecí y nací dos o tres veces
y creceré y naceré dos o tres veces

soy un tránsito de destierros:
pujado a crecer y nacer
como una cadena
de eslabones de acero blando, oxidados
a punto de romperse

Anuncios

2 comentarios en “Cartas a mi madre XXXII

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s